Fecha de Lanzamiento: 11 de Junio del 2021 
País de la Banda: Estados Unidos 
Sello: Zegema Beach Records 
Estilo Musical: Extreme Music / Grindcore / Noise / Metal





Es realmente increíble como no pude ver en mi radar a Orphan Donor, y no se en que estaba pensando cuando salío su primer disco “Old Patterns” (2020) o que estaría escuchando ese momento, pero me perdí de un gran álbum el año pasado, porque evoca perfectamente que Morbid Angel, Deicide, Entombed, Emperor y muchas más, son clásicos para el recuerdo y que ahora estamos en otros tiempos con bandas como Imperial Triumphant, Seputus, Yautja, Pyhrron, Fawn Limbs, Orphan Donor y muchas más que están dentro de esta corriente moderna, ruidosa y de muchas influencias extremas, que como primer punto tienen en su cabeza haber escuchado bandas como The Dillinger Escape Plan, Gorguts, Demilich y otro circuito de influencias grindcore, hardcore y más bulla sacada del mismo infierno. 

A un año de su primer álbum, tenemos el segundo álbum de Orphan Donor llamado “Unraveled”, música que va más allá de lo extremo, y que es difícil de etiquetar, porque tiene elementos grindcore, death, mathcore, hardcore y bulla infernal sacada de los mismos parlantes de satanás. Donde del concepto de hablar de él, no se conecta en ningún sentido, porque es música frenética, acelerada, brutal, psicótica y que se tiene que tener un alto grado de tolerancia para entender lo que vas a escuchar en estos 39 minutos de puro masoquismo sonora. Donde las influencias de bandas, no se muestran o se detallan, solo se siente una masa enfermiza que se va a formando cada vez más mientras avanza el álbum. Y dentro de este tema, es interesante ver que esta pandemia esta dando proyectos muy interesantes que nos hacen olvidar a lo que pasó en los 80s y 90s dentro de la música extrema, porque cuando escucho estas bandas, pienso del avanza musical y de investigación de la mente de todas estas personas que hacen las cosas muy distintas, sin parámetros, sin esquemas para corear, solo bulla infernal que te atrapa y te llega directo al cerebelo de la curiosidad. 


Desde que todo inicia con “Pendulum Grip”, el cerebro explota con ritmos directos a la psicosis anormal que produce su música, donde la batería guarda un ritmo asimcopado en medio de riffs oscuros y de mucho ruido en los efectos, y de ahí la voz es toda una evocación a lo infernal y abrupto que puede llegar a ser la música extrema, y a la vez lo adictivo que esto pueda llegar a ser. Y luego con esta misma psicosis llega a los parlantes “Death Exploit”, donde la música va más allá de lo hecho en el primer tema, y los agudos disonantes comienzan a ser más predominantes y ese ambiente ruidoso es de lo mejor, porque no hay nada mejor que escuchar en la mañana, música que te vuela las neuronas y te mantenga despierta con cada segundo. Luego se tiene “Forever Unseen”, donde la banda se pone más calmada, pero depende a que llamas calmada, porque el frenetismo en los efectos de guitarra sigue y la guturación sigue pisándote el cuello para que no puedas respirar, y sin olvidar que hay momentos donde la guitarra suena enfermiza y hasta chillona, como si alguien estuviera raspando con sus uñas un vidrio. 

Unraveling” es otra llamada al frenetismo, con cosas más agudas esta vez, pero dentro de ese ambiente el sintetizador ambiental de fondo es una de las mejores cosas. Porque a lo creado le da una anormalidad musical y enfermiza que pocas bandas logran en sus discos. Luego se tiene “You Were Alive”, donde la música se pone más densa y ruda, los ritmos ya no son ruidosos, sino es algo más compenetrado a lo metalero en sus efectos y escalas, e inclusive ese ambiente disonante y cuasi sludge por segundos encajas de maravilla, y ver como este se desenvuelve en más instancias enfermizas y agudas que te retuercen los oídos, y de un momento a otro, sin previo aviso encontrar un momento relajado, con dos o tres notas que se van alargando a momentos insanos. De ahí se tiene “My Friend, The Hornet” con mas densidad, y momentos de locura, porque los cambios entre riffs comienzan a ser más abruptos, y con esta idea llegar a escuchar “Celestial Mourning”, con más psicosis y enfermizos ritmos que no te dan de machacar el cerebro. Toda una muestra de cosas abrumadores, psicóticas y extremas que torturan tu mente cada vez que puede Orphan Donor


Unraveled” es un disco elevado a su potencia máxima de influencias que tiene Jared Stimpfl en la mente, y si recordamos su proyecto Secret Cutter. Orphan Donor es una la evolución natural y musical que tiene este baterista como músico, y de cómo da rienda suelta a sus imaginaciones más perversas y psicóticas con cada álbum. Y esto no es música para cualquier persona, o especialmente para los más clasistas de lo extremo, porque esto va a otro nivel y tienes que darle mucho tiempo de entendimiento para saber lo que hay en treinta y nueve minutos de puro frenetismo ruidoso musical que no te da un instante de respiro. Solo me queda añadir que es una pena que la banda o algún sello más grande no edite sus dos producciones en CD, porque no soy fanático del sonido comprimido que tiene lo digital y siempre se necesita que esta dosis enfermiza entre a los oídos para hacerte sangrar los tímpanos. 

Calificación: 10 / 10

Lista de Canciones:

1. Pendulum Grip
2. Death Exploit
3. Forever Unseen
4. Unraveling
5. You Were Alive
6. My Friend, The Hornet
7. Celestial Mourning

Enlaces:

Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.