El pasado Domingo 25 de Agosto del 2019 va a quedar grabado en la memoria de muchos jóvenes, no tan jóvenes y veteranos que llenaron el Festiva como raramente se ve. Y es que fue un concierto nostálgico, intenso y memorable a pesar de su corta duración. Sabemos que a estas alturas, es imposible ver a Pantera en directo y que lo más cercano es tener a su ícono vocalista frente a nosotros, a pesar que su actual proyecto con The Illegals dista mucho del estilo musical con el cual se hizo conocido. Y es que Pantera fue una banda importante en la historia del Heavy Metal en general, debe ser una de las primeras bandas de Metal que muchos escuchamos de jóvenes, y discos como "Cowboys from Hell" o "Vulgar Display of Power" son clásicos indiscutibles; ellos han salido temas que hasta hoy día siguen vigentes y son fijas en el playlist de cualquier amantes del Metal. 


Una noche típica de invierno limeños nos recibió, fría y con llovizna, lo cual no impidió que el Festiva se llenara de almas sedientas de Metal, la banda nacional Contracorriente sonaba mientras hacíamos cola para ingresar al local, parece que dejaron una buena impresión a Philip pues este se dirigió a ellos en pleno concierto. La cantidad de bangers que vimos tanto fuera del local como adentro nos anunciaba un buen marco de público, lo cual era de esperarse por ser la primera visita de Alsemo, algo que sería lo ideal de ver en cada concierto que tenemos (esperaba algo así para Nuclear Assault por ejemplo), pero difícilmente se logra, quizás por la cantidad de eventos que hay, nuestra alicaída economía, el desconocimiento de bandas o un mezcla de todos esos factores; como sea, esta fue una excepción y hace de este concierto uno de los mejores del año en cuanto a asistencia. Algo que se agradece es que no hubieron mayores retrasos, puesto que al día siguiente muchos trabajamos (sí, estamos viejos), así que en buena hora que el concierto empezó a tiempo. La banda salió al escenario y nos sorprendieron con 2 demoledores temas de Philip H. Anselmo & The Illegals,  las canciones fueron "Litlle Fuckin' Heroes" y "Bedridden" que sonaron muy bien en vivo mostrando el rumbo musical que ha tomado Anselmo en la actualidad, donde surcan estilos como el Death / Grind y algunos toques de Black, temas con muchos cambios de ritmos, algo técnicos por momentos y una voz de Philip más gutural en algunos pasajes, mostrando su versatilidad. No podemos sino estar agradecidos pues en sus conciertos anteriores no lo hicieron hasta donde se. Anselmo agradece a la gente y al terminar ambos temas nos habla un poco sobre The Illegals y sus deseos de mostrar la música de la banda, antes de empezar el setlist esperado por todos. Ojo a su actual proyecto por si aún no lo habían escuchado, al menos a nosotros nos dejó con ganas de escuchar más temas.


No tuvimos que esperar más antes de escuchar el setlist que hemos esperado con ansias, donde repasó su etapa en Pantera enfocándose más en el "Vulgar Display of Power", así empezaron de frente con "Mouth for War" y todo el Festiva enloqueció, mucha gente moviéndose, otros coreando y un Anselmo que aún tiene una gran presencia escénica, sin necesidad de moverse mucho en el escenario como antaño (los años pesan al final), en cuanto a su voz, aún conserva esa agresividad que lo caracteriza. No todo fue perfecto pues hubo problemas de sonido al principio pero esto fue mejorando con el tiempo, incluso Anselmo se quejó pues no llegaba a escuchar su voz del todo, disculpándose con el público si cantaba fuera de tono. A pesar de ello todos siguieron disfrutando del evento. Temas como "I'm Broken", "Walk" y "This Love" fueron quizás una de las partes más intensas, al menos hacia la parte del centro se desató mucho pogo, circle pit por momentos y almas poseídas que gritaban los coros a todo pulmón. No faltaron los objetos perdidos, voló de todo por ahí, incluso los anteojos de este humilde servidor, pero bueno, valió la pena pues nos quitamos la espina después de mucho tiempo.

 La jornada fue corta pero intensa y hacia el final uno de los mejores momentos llegó de la mano de temas como "Fucking Hostile" o "A New Level" que se vivieron de manera enérgica o apasaionada en un gran mosh que se armó en el Festiva. La gente pedía más temas, pues faltaron clásicos como "Cemetery Gates" o  "Cowboys from Hell" por nombrar 2 temones. Pero bueno, no se puede tener todo en esta vida, la banda no había variado su setlist así que tocaron lo que se veía venir, nuevamente se agradece que hayan incluido 2 temas más que no habían tocado antes de venir a Perú. La banda de despidió habiéndose metido al público al bolsillo. Algunos miembros luego se tomaron fotos con algunos asistentes en un gran gesto. Y después de la masacre empezaron los anuncios de objetos perdidos que describían muy bien lo que se vivió.


Una noche memorable sin duda, y es saludable ver el Festiva tan lleno que esperamos se repita más seguido. Como dije antes, fue corto pero intenso, y si bien esperamos más temas, creo que si tocaban 2 más, no iban a quedar sobrevivientes. La banda prometió regresar, y esperemos que así suceda luego de este gran primer concierto, por mi parte espero escuchar otros temas de Pantera pero sobre todo más temas de The Illegals. 





Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.