Fecha de Lanzamiento: 31 de Julio del 2020
País de la Banda: Argentina
Sello: Concreto Records
Estilo Musical: Death ´N Roll





En mi manera de ver las cosas dentro del Death Metal sudamericano, existen bandas que siempre les pongo más atención que otras, porque forman parte de una idea, un sentimiento y un desarrollo que a inicios de los 90s era imposible de sentir, porque Brasil había dominado por completo estas tierras con sonidos más salvajes y aguerridos; luego de ello Chile continuaba esa esencia salvaje, pero eran pocas bandas provenientes de países como Colombia y Argentina que no seguían esos estándares sudamericanos y se empeñaban en tener una influencia mucho más estadounidense o europea. Llegando así a escuchar a inicios de los 90s a bandas como Masacre, Vibrion, Avernal, Exterminio, Internal Suffering, Purulent, Escabios, Neurosis y unas cuantas más que provenían de Venezuela, Paraguay, Perú y Uruguay como Stratuz, Baphometh, Slow Agony, Disinter y Ossuary. Las cuales se alejaban de ese sonido indominable y presentaban algo más directo en su sonido que no tenia nada que ver con lo latino, y algunas, solo le ponían letras en castellano. Entonces, para aquellos que se adentraron en ese sonido influenciado por los estadounidense y europeos, pues el primer disco de los argentinos de Avernal “Avernal” (1997), era todo lo que esperabas de esa escena fuerte, brutal y de corte más técnico que otras bandas no tenían a mediados de los 90s. 


Siendo así, que la historia de Avernal ya es conocida por todo aquel curioso musical y extremo que quería buscar ese punto distintivo entre otras bandas salvajes de esta parte del mundo; además que ellos a medida que avanzaron por nuevos álbumes, comenzaron a desarrollar un sonido mucho más personal influenciado por la escena sueca, mezclando partes rock and roll con lo estridente del Death Metal. Desarrollando un sonido estable y crujiente, que algunas veces como en “I Feed of You” de “Ill” (2004) tenían elementos Deftones en su sonido, pero eso no estaba mal, sino por el contrario la banda quería encontrar ese detalle característico que los hiciera únicos, evaluando más campos musicales que aunaban cada vez más a la banda como el punk o sonido crust en su canción "Hoy Pódes Pudrirte" de su disco "El Sangriento" (2006); pero al final tenían una mezcla interesante que seguía produciendo álbumes sin parar y de corte personal. Entonces, durante este proceso de experimentación y de identificación personal, es que llegamos a este nuevo álbum “Tzompantli”; álbum en el cual recopilan todas las mejores etapas de su carrera y las consolidan de una magistral, bajo la premisa de siempre evolucionar en su música y encontrar la fórmula necesaria para ser una banda de sonido único en estos tiempos donde casi todo tiene un porque o un cómo. 




Tzompantli” es un disco directo y sin mucho que analizar, desde la caratula hecha por Pablo Aschei (Kyrie Eleison, Morthifera), luego escuchar el trabajo de grabación hecha por Horacio Medina y Fede Ramos, terminan siendo espectaculares, porque se logró captar completamente la intensidad que quieren darle a este nuevo álbum. De ahí, el trabajo de Martin Furia (Altar, Evil Invaders, Martyr, Nervosa, The Gathering, The Killing) en la mezcla y la masterización hecha por Yarne Heylen (Exoto, Sisters of Suffocation, Warbringer) complementan perfectamente toda esta idea intensa que la banda quiso darle para evolucionar en ese sonido que estaban buscando. Quizá se podrán encontrar elementos conocidos o parecidos a otras bandas, pero dentro de un contexto general de treinta y tres minutos, todas esas influencias se dejan en el pasado para que Avernal adopte su propio camino, siendo lo más importante de este nuevo álbum para los amantes del Death Metal. Porque, desde que todo empieza con “Hilera de Cráneos” de una manera directa en los golpes de tones y de ahí empezar con las partes de Hammer Blast Beats, la banda arranca de una manera natural en su música que se aleja desde el inicio de su anterior álbum “La Quimera de la Perfección” (2016), luego con “Kraken” las cosas siguen siendo intensas y esta vez el uso de blast beats, se hacen como la joya de todo el disco, porque en esta canción dentro de sus partes más rock and rolleras, la adición del hammer blast beat entra perfectamente para que te desnuque el cerebro. Pero siempre en medio de todo le colocan su solo magistral para que le pongan el detalle más agraciado. 


Arquitectura Pestilente” empieza con la profecía de Don Orione para estos años en Argentina diciendo “El Hombre de Gris, no sabrá que es el elegido, será un hombre totalmente apolítico, pero en un momento caótico del país, se le presentará un ángel de Dios, diciéndole que tiene que hacerse cargo del país, porque fue elegido por Dios para hacerlo, pero él no querrá y no aceptará, es así que por su negativa, un ángel causará la muerte de 400.000 personas, quienes caerán desplomadas, sin vida, en las calles”, mientras se dice eso, la banda comienza a ser más pesada y enfrascarse en ese sentimiento estridente que avanza poco a poco para finalizar en el solo de guitarra maravilloso, el cual termina en notas que empiezan con la siguiente canción de “El Ungido”, para que se aceleren un poco más los ritmos y riffs de sonidos en forma de camión o trailer que avanza cada vez más rápido en el reproductor y así destruirte los tímpanos. Luego viene el que fue el primer sencillo de la banda, “La Densidad”, canción que técnicamente evoca hacía donde iba ir este álbum de sonidos pesados, densos, rudos y como siempre con la voz de Cristian que suena aplastante; pero de ahí con “Los Desesperados”, Avernal se sale un poco del guion denso para colocar un poco de extremidad nutrida de bastante de odio en los ritmos pesados de la canción y así contrastar con las partes aceleradas que terminan su recorrido con “Frío Despertar Apocalíptico” y la final “Carne para la Bestia”. 





Este octavo disco en estudio de Avernal es el resultado de todo lo experimentado en la banda y que a través de bastante dedicación en cada riff que contiene el álbum, se encuentra a una banda sincera y con un mejor sonido que antes para destruir cualquier oído que aún no los haya escuchado. Siendo la mejor de la etapa de la banda y esperemos que esta estirpe compositiva se extienda hacía siguientes producciones. Gran disco. 


Calificación: 9.5 / 10


Lista de Canciones:

1. Hilera de Cráneos
2. Kraken
3. Arquitectura Pestilente
4. El Ungido
5. La Densidad
6. Los Desesperados
7. Frío despertar Apocalíptico

8. Carne para la Bestia

Enlaces:


Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.