Fecha de Lanzamiento: 21 de Febrero del 2020
País de la Banda: Australia
Sello: Unique Leader
Estilo Musical: Technical Death Metal / Deathcore







Las cantidades industriales que hoy existen dentro del lado técnico y deathcore en el mundo de hoy, son realmente abrumadoras, lo cual hace muy difícil distinguir que banda tiene o no tiene el potencial para salir del montón que ya existe, entonces el caso de Xenobiotic no es distinto al resto, porque estos australianos llevan 9 años activos, en los cuales tienen 2 EP's y 2 trabajos completos que son "Prometheus" (2018) y el citado en esta reseña "Mordrake". Siendo este último el que cumple con las características clásicas de lo que ya se conoce dentro del Deathcore y el Technical Death Metal, siendo uno de los factores que no apoya mucho a la banda para que sea destacable frente al resto de bandas que existe en este mundo; salvó la caratula diseñada por Mariusz Lewandowski (Abigail Williams, Psycroptic, Rogga Johansson), quien le da un toque de frescura a la banda, porque es una obra de arte que no presenta el mismo estándar de caratulas que ya se conoce al derecho y revés de este tipo de bandas, lo cual ayuda en cierto grado a Xenobiotic a posicionarse dentro de la mejores propuestas de su país en lo que va de este primer trimestres del 2020. 

"Mordrake" es un disco que quiere y no quiere quedarse en la mente, y de lo que esta en buena forma la banda, lo esta, pero que le falta muchas cosas para ser destacable, pues es obvio, porque casi todo el sentido de ideas y de como se siente que se concibieron, tienen otros nombres de influencias. Ahora, de lo que existe en medio algunas cosas que pueden ser un camino a seguir, pues las hay, pero que aún en el incubador para ser explotados en el 3er o 4to álbum. Ya que desde que todo empieza con "Insomnia", se tiene ejecuciones increíbles y destacables de los cinco músicos que pertenecen a Xenobiotic, pero pasa desapercibido, porque no es algo que te logre capturar desde el primer segundo, sino como un inicio fuerte y que presenta solo la primera parte del sistema y así adentrarse en "Light That Burns the Sky". La cual ya comienza a presentar algunos detalles que desde el inicio pueden sonar hasta cuasi progresivos y de ahí tornarse tan puro como el black más extremo, pero al momento de encontrar el quiebre o el puente hacía la siguiente parte, es que la banda comienza ese ciclo vicioso de notas disonantes y ritmos usados al máximo por sus mayores y que este sigue en "Inverted", denotando que este sentido ya es agradable para lo que les gusta hacer, porque luego con "Acedia". Se siente a una banda que quiere pisar algunas cosas más progresivas y de voces limpias que nutren su música en todo sentido, pero que no presenta algún cambio supra existencial dentro de lo que ya se conoce. Donde los breakdowns del estilo se comienzan a acentuar más sus esquemas y las voces indistintas u guturales son parte de este estilo.   


Entonces, lo que comenzó a entenderse como inclusiones cuasi progresivas esta vez con "Dysphoria" se presentan en mayor grado y el vacío casi inicial con la voz limpia ayudan a que la banda presente la siguiente canción de mejor manera y "Saphris" comience a quedarse de a pocos el cerebro, siendo quizá el tema que recupera en muchos esquemas una presencia agresiva de la banda y que sin necesidad de complicarse, se denota que ellos quieren hacerlo bien de aquí en adelante, y aunque sea por unos segundos dura algunas cosas llamativas de Xenobiotic. Luego con "Fractured", se hace presente el reglamento de la buena ejecución del estilo, con los mismo sentidos y mismas esquemas que ya se escucharon muchas veces, pero que mantiene el nivel de la banda en querer separarse de sus reminiscencias de sus influencias y en medio de eso dejarte la instrumental "Thalamus". Que sino te das cuentas, puedes creer que es otra banda la que esta ejecutando los sonidos bizarros y que dan el hincapié exacto para la intensa "Grieving the Loss of Self" entre al reproductor y encuentres la monstruosidad instrumental de este quinteto australiano, que es como se dijo, pero al final no termina diciendo mucho fuera del talento de todos los músicos. 


Terminando este "Mordrake" se encuentra el tema homónimo del álbum en dos partes y que son; "Mordrake I: Reverie" y "Mordrake II: Acquiesce", los cuales tienen un nivel de parecido psicologico a lo sucedido con Edward Mordake y lo ambivalente que puede ser una persona, y que esta vez se vea este fluido a través de lo que ya se conoce como Xenobiotic. Terminando un álbum que aún le falta pulir las ideas personales y dejar de lado muchas influencias para tener entre manos una monstruosidad de grandes proporciones. Pero que si ayuda a que este mundo técnico y acelerado del Death Metal se siga ampliando cada vez más y con más bandas, que aunque sea con 5 decibeles de ruido intenso, apilan a que las cosas sigan progresando. 

Calificación: 4.5 / 10 

Lista de Canciones:

1. Insomnia
2. Light That Burns the Sky
3. Inverted
4. Acedia 
5. Dysphoria 
6. Saphris
7. Fractured 
8. Thalamus
9. Grieving the Loss of Self
10. Mordrake I: Reverie
11. Mordrake II: Acquiesce

Páginas Oficiales: 

Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.