Fecha de Lanzamiento: 26 de Mayo del 2020 
País de la Banda: México 
Sello: Independiente 
Estilo Musical: Progressive Metal








Una banda que lleva activa desde 1996, pero no fue hasta el 2001 que lanzaron su primera larga producción llamada "Segundo Pasado", demostrando que el metal progresivo también podía tener esencia latina y expresada en español, donde el nivel de los músicos ya era altísima y fuertemente influenciado por los estadounidenses de Dream Theater. Entonces, luego de diecinueve años y cuatro álbumes en estudio, Agora regresa con "Imperio", el cual viene a ser su quinta larga duración después de nueve años de silencio y tras el magnífico "Regresa al Vértigo" (2011), manteniendo las cosas intactas en la banda y con una propuesta directa en su portada hecha por Daniel Apango que va en la línea de caratulas previas de la banda, presentando una ilustración oscura, caótica, detallista e impregnada de marcialidad que trae mucho recuerdos del juego en primera persona llamada Dishonored, porque tiene casi los mismos conceptos, y hasta la armadura del guerrero levantando la bandera con la A de Agora tiene colores parecidos a los villanos de ambas partes de este juego en primera persona, el cual puede ser solo una casualidad, como también puede ser la fuente de inspiración de artista, debido a que el nombre de este nuevo álbum tiene mucha relación con la trama del imperio que existe en se juego de computadora. 

Antes de la fecha salida oficial de este nuevo "Imperio", los mexicanos decidieron lanzar tres sencillos para calentar los motores de los que estábamos esperando un nueva producción de esta banda, los cuales fueron el tema homónimo del álbum "Imperio", luego "Coloso" en su versión extendida y la última que fue "Soy Veneno". Donde nos aproximaron un poco más a esta esperadísima nueva larga duración y te mantenga atento a lo que se venía este 2020. Encontrando a una banda cálida y resistente al tiempo, porque lo que se va a escuchar en esta nueva producción, es a una banda enfocada en tener como primer influencia a Dream Theater, y medida que uno escucha cada segundo de este nuevo álbum, te encontrarás con algunos elementos que pueden ser costumbristas a la hora de buscar algo distinto y alejado del metal extremo o lo repetitivo. Porque por más que tengas a la influencia en la cabeza, esperando decir a cada segundo, que esto suena a tal o tal álbum, la voz de Eduardo Contreras es una de las cosas que te alejará de esa influencia y encontrarás a una banda sólida en todo sentido, que por si las dudas, canta mucho mejor que James Labrie en las partes donde el vocalista de los estadounidenses se pierde entre tanto adorno de esquemas rítmicos. Entonces, lo que se tiene es algo directo y como debe de hacerse en el metal progresivo y que mejor si se hace en nuestro idioma, porque el entendimiento se capta mucho más rápido y las letras tienen una solidez que debe de tener una banda del estilo; por si las dudas, acá no se trata de ir más allá de lo que su influencia pueda dar, lo interesante de acá es que te apegas a los ritmos y te sigan sonando después de haber terminado de escuchar las canciones, eso es lo que hace grande a este "Imperio". 



Todo empieza con el homónimo del álbum "Imperio" y sin ninguna introducción de por medio, ensartándote todas las ideas de Agora desde el inicio, esperando una de la mejores canciones que ya se hábia escuchado desde inicios del año, trayéndonos los clásicos progresivos de doble pedal, distintos esquemas de teclados con armónicos de guitarra y el bajo al final dando sostén a todo los instrumentos, teniendo como parte resaltable el solo de guitarra de Manuel Vazquez, quien aprovecha en unos minutos para darle tres efectos distintos a las escalas de segundos y así encontrar una secuencia rítmica pegajosa, y al final terminar con la ejecución maestra de Eduardo Carrillo en los parches. De ahí se viene la mejor canción de todo el disco "Soy Veneno", ya que con cada esquema musical, solos de guitarras magistrales, sonidos de bajo preciso, batería precisa y sin mucho adorno instrumental que termina con la maravillosa voz de Eduardo Contreras de una manera magistral. Luego con "En Nombre de la Destrucción" es una de las pocas veces que la banda se sale de su influencia y nos presenta una introducción provista, donde esta es la esencia que se menciona en el segundo párrafo, siendo ese el sentido de como una banda a través de exprimir al máximo sus influencias encuentran el camino necesario para tener una estrategia que solo suena a ellos sino que te olvidas de otras cosas, además que esta canción cuenta con un invitado de lujo que es Derek Sherinian que termina catapultando la canción, para así entrar al medio tiempo musical con "190318"  y empalmar con la impresionante "Coloso" (pero esta vez es la corta versión). 

"Muerto Por Vida" es otra canción que te empila a seguir a la banda y de cómo a través de esa idea de seguir presionando sus influencias encuentran su propio camino y eso lo hace interesante, quizá acá bajan un poco las revoluciones, pero eso ayuda a que el álbum sea balanceado, donde el trabajo de todos teclados a nivel general son la parte más llamativa de la banda, porque mezclan la rudeza del Heavy Metal y le ponen algunos elementos raros que te atrapan en su manera de hacer música.  De ahí las cosas se ponen más lentas con "Sueño Inmortal", la balada de todo álbum, pero es de aquellas que las sientes profundamente y no dejas de escucharlas cada vez que se pueda; porque lo que se viene con "Infinito", nuevamente es la evolución natural de la banda y de cómo se sienten cómodos con su propio estilo, merececiendo todos los aplausos que demuestran para ser una banda de alto nivel y quizá la mejor a nivel progresivo de toda Latinoamérica, porque ni Polimetro de Chile, Facto Alfa de Bolivia o Noturnall de Brasil llegaron a este nivel evolutivo en esta parte del mundo. Además que este estilo es uno de los menos experimentados en Latinoamérica por apegarse al guion extremo y sudaco; pero si lo hubo no llegó para que esta generación los escuche. Por ello, los temas que siguen como "Donde el Honor Termina" y "Realidad Virtual", cierran este "Imperio" de una manera impresionante y equilibrada para todo amante del metal progresivo.  




"Imperio" es un disco que tiene todas las armas necesarias para ser lo mejor dentro del metal progresivo en Latinoamérica y que se pueda exportar hacía otros países, porque lo tiene todo, bases rítmicas consistentes, partes vocales destacables, armónicos bellísimos, batería revienta los parches en los instantes precisos y finalmente un trabajo excelente de muros de teclados que ayudan mucho a que su propia manera de hacer metal progresivo se entiende de varios colores y se tenga un álbum por encima de las expectativas. Gran regreso de estos mexicanos llamados Agora y que valío cada segundo de espera. 

Calificación: 10 / 10

Lista de Canciones: 

1. Imperio
2. Soy Veneno
3. En Nombre de la Destrucción
4. 190318
5. Coloso
6. Muerto Por Vida
7. Sueño Inmortal
8. Infinito
9. Donde el Honor Termina
10.  Realidad Virtual

Enlaces: 

Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.