Género:
heavy metal, doom, hard rock
Origen: 
Inglaterra, Estados Unidos
Fecha de Lanzamiento: 
21 de Febrero del 2020
Discográfica: Sony Music






Un día estábamos escuchando "No More Tears" en la secundaria y ahora casi 30 años después, algunos endeudados, otros trabajando, otros con familia, incluso algunos fallecidos y en mi caso comentando el nuevo disco de Ozzy, como que de un ser inmortal se tratase. Alguien que siempre está ahí.

Cuando salieron los sencillos de éste nuevo disco de Ozzy, me pareció que el tipo, bueno él no, su esposa Sharon estaba desesperada por situarla en la cima de lo comercial y lo pop, al rodearse precisamente de músicos de pop y hasta raperos. Pero entonces me toca hacer ésta reseña, y debo centrarme en lo que escucho, tratando de no saber quien colabora, canta, toca, etc, en éste disco.

Cuando terminé de escuchar el disco la primera vez, definitivamente el disco es variado, suena a Ozzy, muy a parte de su voz, y es bueno. Después de eso, me puse a averiguar los detalles de producción y elaboración, y ahí es donde uno puede cambiar de opinión si fuese un radical.




La banda que elaboró la música en éste disco fue Andrew Watt  en guitarras (un joven productor, mas relacionado con pop y rap, pero en sí es una especie de investigador musical), Duff McKagan (Velvet Revolver, Guns N' Roses) en el bajo, y Chad Smith (Red Hot Chili Peppers) en batería. El disco fue producido por Andrew Watt.

El disco inicia con "Straight To Hell" canción con riffs doom, stoner a lo Zakk Wylde, con la misma frase que Ozzy usó al iniciar "Masters Of Reality" de Black Sabbath, potente y con fuerza, y nada pop a pesar de la colaboración en los teclados de Charlie Puth (??!!) y el gran solo de Slash..."All My Life" sin duda una de las mejores del álbum, canción a medio tiempo, realmente que te trae a la mente los mejores momentos de la carrera de Ozzy. "Goodbye" es otra buena canción, a medio tiempo que luego acelera siempre con el sonido de guitarra distorsionado de una manera mas doom que heavy clásico. "Ordinary Man" es la balada del disco, muy buena, con la colaboración de Elton Jhon (??!!) en el piano y voz, y buenos solos de Slash. "Under The Graveyard" canción doom/stoner de buen nivel, al igual que "Eat Me".


Hasta aquí el disco es de alto calibre, sin embargo desde "Today Is The End", las cosas son mas hard rock mezcladas con algunos riffs doom, así en "Scary Little Green Men" participa en las guitarras, Tom Morello, y en "It's a Raid",  una canción con beats punk, participa el rapero Post Malone (???!!!!). El último track si es para el olvido...desacierto total. Sin comentarios.

Un buen disco de Ozzy, en donde las letras se enfocan a una posible despedida y último disco, lanzando frases alusivas a éste hecho en varias canciones aquí, pero no es un álbum depresivo o triste por así decirlo, al contrario la música transcurre con la variedad que conoces en los mejores discos de su carrera.


Calificación: 8.2/10

Lista de Canciones:

01. Straight to Hell
02. All My Life
03. Goodbye
04. Ordinary Man
05. Under the Graveyard
06. Eat Me
07. Today is the End
08. Scary Little Green Men
09. Holy for Tonight
10. It's a Raid
11. Take What You Want

Páginas Oficiales:



Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.