Fecha de Lanzamiento: 21 de Agosto del 2020 
País de la Banda: Estados Unidos 
Sello: Relapse Records 
Estilo Musical: Death Metal






Recuerdo, hace más de 10 años o 15 años aproximadamente, estaba dentro del transporte urbano hablando con un amigo y sobre como iniciamos dentro del metal extremo para tocar un instrumento, donde la idea de la otra persona era que a sus 10 a 11 años se puso a tocar guitarra tocando canciones de bandas rock y pop de la época, ya que era importante tener una base como músico de cosas conocidas para llegar a tocar metal extremo. Pero para la edad que teníamos ya habían cosas como Morbid Angel, Entombed, Death y muchas más que ya estaban lanzando sus primeras producciones; entonces, mi respuesta fue una de las más sencillas, yo comencé a tocar un instrumento con canciones de Hypocrisy, Incantation, Ancient Wisdom y Deicide, a lo cual me dijo mi amigo, pues que había hecho mal y que debía haber empezado tocando canciones de bandas pop o rock para que entienda lo que es ser músico. Entonces, luego de muchos años después y con poco cabello en la cabeza, pues recuerdo esta experiencia con bastante extrañeza hasta el día de hoy, porque cuando veo el andar de ambos, es que denoté que su carrera o estrellato musical de ser más versátil quedaron en la gloria de una banda que tuvimos hace muchos años y que por mi parte me abrí a más proyectos musicales y logre grabar muchas cosas en CDs. Y muchos dirán, ¿a qué viene este tema? si es una reseña de Incantation, pues es el recuerdo de un apego musical de inicios, de haber comenzado a tocar un instrumento con “Profanation”, la novena canción del primer álbum de los estadounidenses llamado “Onward To Golgotha” (1992), donde lo pesado y morboso de sus esquemas fue lo primero que se nos quedo en la cabeza y hasta el día de hoy es una banda que sabe lo que tiene en sus doce producciones de larga duración, incluyendo este “Sect of Vile Divinities”. 

Entonces, hablar de Incantation es remontarse a muchas cosas en un disco, porque como siempre, existen las partes que son propias del sonido de la banda desde su primer disco, pero al mismo tiempo es una de las pocas bandas a nivel general dentro del Death Metal que ha sabido evolucionar con su música y prueba de ello es su disco “Diabolical Conquest” (1998), cambiando casi completamente su sonido y presentando a una banda fresca para finales de los 90s. Pero este cambio en la banda continuó con más discos como “"Decimate Christendom" (2004) y "Primordial Domination" (2006), mostrando nuevas facetas aguerridas en la banda; y aunque John McEntee se estaba quedando como el último miembro original, esta seguía produciendo grandes largas duraciones. Porque no se tenía a la misma banda de 1992, sino a una que mientras iban los años avanzando, mostraba solidez en todas sus producciones y por lo tanto no se podía esperar que la banda regresara al pasado y cree otro álbum idéntico, debido a que el mundo de la banda es muy amplio hoy en día como para pedirle que repita la misma fórmula de hace muchos años. 

Entonces, estos últimos años en la banda y desde “Dirges of Elysium” (2014) y hasta este nuevo “Sect of Vile Divinities”, todo comienza a ser más caótico y con ese patrón morboso que solo escuchas en Incantation. Como se dijo, quizá habrá aquellos que dejaron de escucharlos porque creen que ya no tienen la misma esencia en su música o quizá esas personas dejaron de ser metaleros, ¡que será!, pero eso no importa, porque Incantation es lo que es por su música y sus sentimientos en ella, y tu código de sectario musical, solo retrasa el efecto de tu propia imaginación, que al fin y al cabo no importa en este punto de la carrera de Incantation


Lo curioso de esta nueva etapa en Incantation desde su disco del 2014, es que tiene dos nombres conocidos en lo que respecta a la mezcla, masterización y diseño de la portada, siendo a través de ellos que, la banda nos presenta su tercer cambio e inclinación. La cual puede tener mucho de lo pasado en la banda, pero al mismo tiempo, quiere alejarse del bello recuerdo de esta misma para encontrar un plan cuasi moderno en su propio estilo musical, que, por cierto, sigue siendo tan compacto como siempre, pero adicionándole momentos agudos dentro de la caja central para que el sonido de la banda tenga la pesadez necesaria y al mismo tiempo se sienta más disonante. Donde el trabajo de Dan Swanö (A Canorous Quintet, Abruptum, Acheron, Aeon, Ancient, Antropomorphia, Aposento, Asphyx, Avulsed, Barren Earth, Bloodbath, Bodyfarm, Centinex,Communic, Cut Up, Dark Funeral, Dawn, Decapitated Christ, Desecravity, Desultory, Diabolical Masquerade, Dissection, Edge of Sanity, Entrails, Fervent Hate, Fleshcrawl, Gates of Ishtar, God Dethroned, Gorement, Hail of Bullets, Heaven Shall Burn, Hypocrisy, Illdisposed, Infestdead, Interment, Jungle Rot, Katatonia, Malevolent Creation, etc), no tiene el común denominador para todos sus proyectos, porque este señor se adapta al sonido de Incantantion y le saca el mayor brillo a la grabación de la banda. Luego el trabajo de Eliran Kantor (Archspire, Atheist, Aversions Crown, Big End Bolt, Bloodbath, Dragonlord, Fleshgod Apocalypse, Hate Eternal, Heaven Shall Burn, Iced Earth, Kataklysm, Master, Mors Principium Est, My Dying Bride, Satan, Sigh, Soulfly, Testament, Thy Art Is Murder, Unfathomable Ruination, etc), es una de las mejores propuestas extremas de este señor para este 2020, quien lleva trabajando con Incantation desde el 2014 y gracias a esto, la banda se remodela a nivel visual. Siendo estos dos artistas que complementan un trabajo excelente para los estadounidenses. 

Desde que todo comienza con el rabioso grito de John en “Ritual Impurity (Seven of the Sky Is One)”, la pesadez y furia de la banda sigue siendo la misma, con blast beats intercalados de hit hat y tarola que se intercalan con las partes potentes de sus rítmica clásica y de ahí terminar con notas técnicas que nuevamente empiezan con el desmadre intercalado de sensaciones fuertes que la banda tiene desde hace unos años atrás, pero que gracias al trabajo de Dan, se siente este poderío con mayor intensidad. Luego “Propitiation” es la clásica secuencia de ritmos que hace Incantation en cada disco, con dosis doomers densas, que se elevan con notas alargadas que al final crujen cuasi disonantes en la pared que hacen ambos guitarristas para sentir la intensidad de la banda y de cambiar a un ambiente más potente, cabalgando a través de los valles de la muerte con el doble de Kyle Severn. Pero después de la calma sigue la batalla y entra a los parlantes “Entrails of the Hag Queen”, con una dosis intensa de tiempos correctos que al final de estos terminan de una manera distinta en la banda, porque corta el tiempo perfecto y lo hace más complicado de seguir con la rítmica usual para el metalero, y luego terminar cambiando los esquemas de pesados a agresivos, de limpios a densos, como una mañana repleta de bastante neblina que se va disipando para que entre “Guardians from the Primeval”. Con un arpegio misterioso, para que no sepas lo que va a continuar, ya que al tirar la moneda, te enfrentas a escuchar las dos partes de la música de Incantation, que pueden ser lo crudo y morboso, como también lo furioso y denso de su música, pero en este mar de incertidumbre, sigue lo potente de la banda en versión de cuerpos pegados a ambas inclinaciones musicales y en este mismo sistema compositivo, seguir con “Black Fathom’s Fire”. 



Ignis Fatuus” empieza a denotar la parte más morbosa del disco y como siempre con un elegante toque oscuro y pútrido que Incantation tiene en cada nueva presentación, además que sirve como para desintoxicar lo fuerte de la banda y presentarte luego una idea más salvaje en “Chant of Formless Dread”, con la cual la banda amplia a base de algunas escalas de guitarra y redobles de rones aéreos, una sintonía distinta a la hecha en producciones previas, y quizá nos encontremos ante el punto más álgido de la banda en el disco, porque tiene más elementos en sus esquemas y las voces harapientas son de lo mejor en este instante. Con “Shadow-Blade Masters of Tempest and Maelstrom”, la banda hace lo que mejor sabe hacer al mezclar sus ideas doomers, disonantes, con los elementos más brutos de su música que no necesitan más explicación y solo disfrutar de cada momento rayado que tiene la banda en las cuerdas de John y Sonny. De ahí, nuevamente el corte denso comienza a controlar todas las expresiones en los esquemas de John, con canciones como “Scribes of the Stygian”y “Unborn Ambrosia”, las cuales a pesar de tener la formula conocida de la banda, son canciones que no dejan de apegarse al trastorno que tiene Incantation en cada nota para hacerte temblar los huesos. Y casi llegando al final nos encontramos con “Fury’s Manifesto” y “Siege Hive”, cerrando un capitulo exitoso en la carrera de Incantation, porque después de habernos presentando lo denso, estas dos últimas canciones regresan a la banda a su estado agresivo y de mayor experimentación en sus esquemas. 

Sect of Vile Divinities” es una gran sucesión de acciones marcadas por el trayecto de Incantation, y a estas alturas ya pertenecen a una de las mejores evoluciones que una banda puede tener dentro del Death Metal, sin la necesidad de recurrir a muchas cosas actuales, sólo conocer el meollo de tu música y así tener un álbum de grandes proporciones, que para muchos no guarda lo que conocieron en los 90s, pero eso a estas alturas, con doce discos en estudio y con más de 30 años de actividad musical, pues si no te gusta, ve a buscar tu único disco fotocopiado o busca en tu lista de Spotify dos o tres canciones para que digas que escuchaste a la banda y no molestes, ya que bandas como Incantation, Immolation, Suffocation, Cannibal Corpse y Napalm Death mejoran con los años. ¡Así de simple! 



Calificación: 10 / 10


Lista de Canciones: 

1. Ritual Impurity (Seven of the Sky Is One)
2. Propitiation
3. Entrails of the Hag Queen
4. Guardians from the Primeval
5. Black Fathom’s Fire
6. Ignis Fatuus
7. Chant of Formless Dread
8. Shadow-Blade Masters of Tempest and Maelstrom
9. Scribes of the Stygian
10. Unborn Ambrosia
11. Fury’s Manifesto

12. Siege Hive

Enlaces: 


Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.