El Abismo - El Árbol Negro - 2019 (Thrashirts Producciones)

Listade Canciones:

1. El Árbol Negro
2. Necrópolis
3. Asmodeo
4. Los Abismos
5. Catacumbas
6. Lilith











Cuando se escuchan bandas de la mayoría de estilos heavy metaleros que provengan de la capital peruana, son pocas las bandas que logran distinguirse por un sonido y esquema musical interesante. Ya que la mayoría de esta escena vive en la pose de ser el más rudo o el más metalero de todos estancándose en los 80s y 90s del Heavy Metal; pero existe un estilo que siempre tiene buenas bandas y buenos discos, ya que el Doom Metal hecho en la capital peruana, siempre tuvo buenos interpretes como En Las Espesas NieblasLament ChristAntichrist y a este grupo de bandas se une Despondent Chants de la capital arqueológica de américa. Estas 5 bandas tienen un potencial innato que fácilmente puede desplazar a muchos países de Sudamérica con su manera tan peculiar de hacer Doom Metal. Entonces, cuando una nueva banda nace con esta inclinación melancólica dentro de la capital peruana, las cosas se toman desde otro sentido y se comienza a ver cual es el nuevo pasó que dará este estilo en Perú, es así, que esta vez llega a las páginas de Dargedik una banda conformada  por personas que llevan años tras ese sonido melancólico, quienes son; Carlos Hidalgo (guitarrista), Daniel Roncagliolo (voces) César Echegaray (batería). Quienes decidieron unir fuerzas para formar a la banda citada en esta reseña El Abismo y lanzar su primera larga producción titulada "El Árbol Negro", el cual saldrá a través de Thrashirt Producciones para el mes de Diciembre.  

Entonces, que es lo que encontramos en este "El Árbol Negro", pues si te adentraste con las bandas anteriores de los músicos reconocerás partes de En Las Espesas Nieblas y Kranium (especialmente en la voz limpia), la cual es muy bien marcada en cada una de las 6 canciones, pero esta vez los músicos deciden ponerse mucho más clásicos en su sonido y pisar notas Black Sabbath-sianas e inclusive muchas veces la banda decide apegarse a ese guión épico dentro del Heavy Metal. Pero en este caso el balance que hace el baterista, separa un poco las 3 influencias y las gradúa muy bien para todo lo que se tiene en este primer álbum de El Abismo. Ahora, con respecto a la caratula, la idea de enrojecer una foto de un cementerio y sus gavilanes, ya dice mucho de su idea clásica, y que por cierto trae un viejo recuerdo a la mente o parecido en idea de la caratula de "Hope Finally Died..." (1993) de los ingleses Decomposed. Encontrando un álbum estable a nivel general en su música, con muchos parajes y ambientes que llaman la atención y denotan el grado de evolución que esta vez Carlos Hidalgo (guitarrista) le brinda a la banda, porque maneja muy bien los detalles de fusión entre voces limpias y guturales para determinados esquemas sólidos. Por otro lado, el disco al estar plagado de momentos 60s pierde un poco esa intensidad que se espera, porque algunos riffs tienen esa renuencia de ritmos y esquemas de querer mantenerse en esa época, donde se pierde un poco el sentido del Doom Metal peruano que siempre tenía detallitos extra en comparación de muchas bandas latinas.    


El disco empieza con el homónimo del álbum "El Árbol Negro", con un gran dosis de intensidad en los riffs y la batería que avanza de manera densa en el reproductor para conectarse con las voces limpias, encontrando ese balance entre lo pesado del estilo y de ahí ponerse heavies, pero con los segundos todo se pone mucho más doomer e inclusive escalas folclóricas comienzan a brotar dentro y cerrar con sus dotes heavies de la época añeja del estilo. De ahí, con "Necrópolis" las cosas se ponen mucho más stoner y con esa vibra épica en la voz que se aleja del estilo melancólico, pero que entrecorta muy bien cuando el chelo de fondo ejecuta los mismos riffs de guitarra, y por así solo, las cosas se ponen fuertes al minuto con veinte ocho segundos. Parte que a medida que avanza se siente intensa y vigorosa por el riff de guitarra sencillo que esta impregnado, pero esa no resulta ser la parte más interesante, ya que cuando entra el sonido del arpegio de fondo en guitarra acústica. Todo el ambiente se pone maravilloso en líneas generales y todo empieza a tener mejor forma, pero al final de la canción siempre le colocan ese sentimiento 60s. Luego sigue "Asmodeo", un corto instrumental que abre la caja añeja de la banda con lo que se viene "Los Abismos". Debido a que si te gusta Black Sabbath y esperas más de este sonido, pues Heavy Metal a borbotones de la onda más conocida y luego con "Catacumbas". Las cosas se mantienen en esa rama. 


"Lilith" viene a ser la mejor canción de todo del disco, empezando de manera gris, con riffs, arpegios y esquemas sencillos que proveen a la banda de carácter, para que en este mismo esquema todo se ponga duro y que esas dosis fuertes de su primera canción regresen y te hagan mover la cabeza con la misma escala de notas, pero esta vez endulzados con efectos de guitarra metalera y su voz gutural. Cerrando un disco que tiene mucho de bandas pasadas y estilos que tuvieron su auge en un momento, por ende "El Árbol Negro" es una experiencia natural de las influencias personales de músicos que estuvieron durante el auge de esta época y a ello ponerle le añadieron algunas cosas más que siempre destacan de la escena Doom Metal en la capital peruana. Siendo un buen inicio musical, pero que aún tiene que dejar ir a influencias para que sea el verdadero potencial de El Abismo y tenga la ostentisidad de bandas del pasado melancólico en Perú. 

Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.