A propósito del concierto Pestilence en Perú para este sábado 26 de Octubre junto a Horna, le presentamos un articulo de su álbum emblema 'Consuming Impulse' un modo de repaso de esta majestuosa obra que justamente cumple 30 años desde su salida en el 89 y que coincide con esta gira para celebrarlo a lo grande en nuestro país.


El hecho de que el germen del metal extremo se haya formado y expandido en los 80 en un área tan discordante como la calurosa y paradisíaca Florida (EEUU), nos da una idea de la serie de acontecimientos extraordinarios que, sin duda, influyeron en su desarrollo.
Muchos pensaban que este género fracasaría, era seguro que nadie lo tomaría en cuenta, ni se valoraría su nivel artístico o siquiera se reconocería su existencia y si esto sucediera se limitaría a un mero espectáculo de rarezas que se observaría con desdén.

Sin embargo, el calor infernal de Florida parecía incubar la fuente que alimentaba su esencia, en la primera plana de las crónicas policiales, en la cultura popular, en el panorama sociopolítico mundial y sobretodo en el interior de cada alma humana la manifestación agresiva y visceral de los sórdidos instintos primitivos inherentes a todo ser humano (a menos que seas un robot o un reptiliano) formarían el sustrato necesario para el contenido letrístico de las primeras bandas del género, contenido que se extendería hacia otros tópicos como la glorificación de la muerte, la tragedia existencial o el ocultismo. 

No obstante, las bandas europeas vivirían un entorno austero heredado de los constantes cambios políticos que azotaban el continente. Ajenos a la zona de confort de sus pares norteamericanos quienes gozaban de las condiciones necesarias para su profesionalización, la escena europea utilizaría el made yourself y el tape trading como los medios más usados para la masificación del death metal en esta parte del mundo. Sería justamente en el circuito de intercambio de cassettes que los demos «Dysentery» y «The Penance» pondrían en el mapa a  la pequeña localidad holandesa de Enschede.

Pestilence, provenientes de un barrio obrero en los suburbios de la ciudad, establecería su primera formación en 1986, tras el reconocimiento de sus dos primeros demos de 1987, que a pesar de las limitaciones técnicas de la época mostraban la indiscutida destreza en la ejecución instrumental de sus integrantes, validarían la decisión de Roadrunner Records p
ara producir su disco debut en 1988, el «Malleus Maleficarum».


Patrick Mameli, Martin Van Drunen, Marco Foddis y Randy Meinhard congenian  su propia versión rápida, técnica y cruda de metal extremo, a medio camino, entre el death y el thrash, «Malleus Maleficarium» cubriría las expectativas de una escena cada vez más homogénea.

Para cuando se lanzó «Consuming Impulse», segundo disco de la agrupación, Patrick Uterwijk ya había asumido las funciones de guitarrista en reemplazo de Meinhard. La nueva formación alcanzaría tal  madurez  y solvencia en su capacidad compositiva que fácilmente podrían haber elevado a Pestilence al siguiente nivel dentro del Death Metal, pero 
por el contrario; dar una nueva vuelta de tuerca hacia las raíces, retorcer las estructuras metálicas, encrudecer el sonido y perfeccionar cada uno de los signos distintivos de aquel género era la consigna que se concretaría en esta obra maestra. 

«Deshydrated» es la apertura hacia tierras desconocidas,  ¿Qué se espera encontrar allí si no es la muerte por deshidratación?, la desesperanza parece devorarlo todo con la rapidez con que la música y la letra se entrelazan en una sola certidumbre, y es que la pérdida de la consciencia solo podría llevar a la locura antes que a la muerte.
«The Process Of Suffocation» despliega un repertorio devastador de ritmos  tan rápidos como desacelerados, en  tan solo 2:41 minutos de duración, la pesadilla futurista del colapso ambiental aborda todo un  ciclo distópico en donde la propagación de gases tóxicos forman una densa capa mortal  que volverá irrespirable la atmósfera terrestre, el proceso de sofocación de toda forma de vida será inevitable.

La divulgación científica es una fuente de la que Patrick Mameli echa mano cuando se trata de  refrescar el contenido lírico de Pestilence, «Suspended Animation» analiza los límites de la ciencia médica  y su impacto en la vida del ser humano. Para cuando se escribió el tema, la crio-génesis aún era considerada parte de la  ciencia ficción, hoy en día sus avances podrían redefinir nuestro concepto acerca de la vida y la muerte.


En «The Trauma» se incorpora la percepción psicológica de una víctima del llamado trastorno por estrés post-traumático, entre la sucesión de voces limpias y guturales, entre cada redoble seco de batería y  cada insano riff, nuestros sentidos serán transportados a una auténtica zona de guerra. El intermedio de guitarras solistas es una verdadera oda a la locura, un duelo de golpes de palanca y solos intercalados que parecieran salir de las profundidades del subconsciente.
Y como si de una extraña reacción bioquímica se tratara, la causalidad del disco pasaría del deterioro mental al padecimiento físico. La plaga, ese gran azote de la humanidad, no obedece sólo a las leyes de la naturaleza, sino también al siniestro sabotaje humano, «Chronic Infection» expone nuestra vulnerabilidad ante las catástrofes bacteriológicas, un tema explícito que hace uso del gore como recurso brutal para describir los padecimientos que sufren las víctimas de una infección letal.

Precisamente con un enfoque gore será presentado «Out Of The Body», tema que ha logrado trascender en la memoria colectiva por la solidez con que cada elemento estructura el sonido característico de Pestilence, desde el riff inicial, las figuras groove son marcadas por la dominancia de escalas cromáticas y  patrones tradicionales. Van Drunen, explora de forma virulenta la existencia de criaturas que aguardan en la oscuridad la oportunidad de invadir el cuerpo humano, reproduciendo la parasitosis a través de la sangre de su huésped.
«Echoes Of Death» podría considerarse como una secuela de «Suspended animation», el seguir vivo artificialmente sólo por propósitos egoístas bien podría ser peor que la muerte misma, contraponer  el afán de conocimiento frente al bien común es un dilema ético que atenta siempre contra la libertad individual del hombre. En «Defy Thy Master» la ignorancia es cómplice  de las manipulaciones de la fe, de la hipocresía de aquellos  que buscan disponer del poder que sobrepasa a todos los demás poderes, una temática que descarga los más fieros mensajes. «Proliferous Souls», introducción instrumental de corte neoclásico, sirve de puente para «Reduced To Ashes», un tema que cuestiona el nivel de maldad que el oscurantismo religioso se atrevía a cometer bajo su impunidad. Años en que la sala de torturas y la hoguera eran verdaderas fábricas de muerte que reducían a cenizas almas y cuerpos.


«Consuming Impulse» es un hito histórico dentro de una época histórica. Una banda que encajo en una escena que ofrecía una multitud de posibilidades para el desarrollo de su identidad musical, un factor clave que se materializaba en sus sucesivos trabajos que lograrían alcanzar, tiempo después, el merecido estatus de culto. «Consuming Impulse»  establece un estándar de alto nivel que sería seguido por toda una generación.


Líricamente su aporte es fundamental al abordar temas impactantes tanto por su crudeza como por su clarividente actualidad.

Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.