Obsidian Tide - Pillars of Creation - 2019 (Independiente)


Lista de Canciones:

1. Pillars of Creation
2. Seven
3. King of a New Realm
4. Portent of Betrayal
5. Hiraeth
6. The Harbinger and the Millennial Vengeance
7. Magnanimous









Hoy en día es muy fácil colocarse el prefijo Death Metal a una banda de cualquier estilo, por el simple hecho de tener una voz gutural o quizá por usar uno o dos riffs en todo el disco. Lo cual da la autoridad a la banda para autodenominarse y estar inmiscuido con el genero de muerte. Siendo lo que pasa con esta novel banda de Israel, debido a que si se encajona a la banda como Death Metal progresivo, se estaría cometiendo un gravisimo error, porque Obsidian Tide tiene muchas vertientes metaleras y de otra índole musical y folclórica que se alejan del Death Metal en todo sentido y solo utilicen ese prefijo para llamar la atención a los medios, lo cual sería un poco flojo de su parte después de haber estado inmerso en este primer álbum llamado "Pillars of Creation". Es por ello que quizá no sea su culpa al 100%, porque los medios de ahora encierran a las nuevas bandas bajo un estilo determinado para que amantes de ciertos estilos les tomen atención y una de las mayores responsabilidades por este malentendido recae en los hombros de Mikael Åkerfeldt por decir lo que siempre dijo que hacía y jamás fue así; porque Opeth siempre fue una banda de metal progresivo que tenia una voz gutural y 1 riff deather en todos sus álbumes, pero con Obsidian Tide no creo que sea necesario enmarcarlos, ya que ellos están muy inmersos en su música que tiene como prefijo principal ser una banda de metal progresivo en todas sus lineas de expresión y de amplitud general. La cual mezcla muchos caminos antes recorridos por Opeth, In Mourning, Barren Earth, anexando ciertas facetas de la nueva era post metal de Tool que esta en casi la mayoría de bandas que quieren salir de un genero metalero y afianzar su sonido a lo que se conoce como rock y nutrirlo de muchos más efectos, escalas y esquemas rítmicos. 

Entonces, explicado el tema de riffs e intención extrema en esta banda israelí,  "Pillars of Creation" es un disco que logra su cometido. Mezclar toda las influencias personales y folclóricas para que el consumidor de manera decidida y sin arrepentirse de porque no aquello o porque no el otro. Obsidian Tide solo presenta al mundo una interesante propuesta de metal progresivo con muchos caminos e influencias que estuvieron mezclados y masterizados por Jamie King (Between the Buried and Me, Scale the Summit) y con el diseño gráfico de Dixon Jong (Illdisposed) de Intuitive Designs. Además este trió utiliza a invitados que ayudaron en la composición de ciertos puntos para la creación de este primer álbum y quienes fueron; Mike LePond (Symphony X), Omri Abramov (Niogi), Daniel Sassi (Yossi Sassi & The Oriental Rock Orchestra), Yuval Gur (MWROC) y Nitzan Habler. Añadiéndole ciertos detalles compositivos y notas rítmicas que ayudan a que el disco tenga mucho más atmósferas y sea un disco interesante de escuchar. 


"Pillars of Creation" es un disco de bastante experimentación musical, demostrando desde su inicio en el homónimo "Pillars of Creation" que la banda no se anda con rodeos y que a través de breve introducción folclórica empiezan los matices progresivos que colindan en una parte de notas sueltas de doble pedal lento, la cual es cortada por su parte Tool-esca y de cambio hacía otro esquema musical, conjugando bien la intención de sus influencias de estilos que pueden tomarse de cualquier manera y se adaptan muy bien en los parlantes como tema introductorio. Y por si fuera poco, si para algunos la intersección de Tool-esca les parecía poco, pues con "Seven" la banda hace gala de una de sus mayores influencias estadounidenses y la anexa con su parte sueca, teniendo un híbrido interesante y que ya se queda rondando en los parlantes, pero lo más llamativo del tema llega cuando el riff sueco diverge en sonidos mediterráneos y la banda se pone la camiseta de su país para alejarse de sus matrices y presentar ese toquesito que ya puede ser algo personal en  Obsidian Tide, debido a que es su parte blues en todo su esplendor, el cual se sigue repitiendo en "King of a New Realm". Siendo aquí la intervención de Nitzan Habler, quien se enfoca en los riffs arpegiados para crear un final de piano excelente, el cual puede ser tranquilo y desfasado de sensaciones, como un buen Strauss

"Portent of Betrayal" es un tema recauda muchas influencias mencionadas, pero que se centra en sonar un poco más metalero que los otros temas. Haciendo un tema más estándar de escuchar y anexando mucho más tiempo las voces guturales, pero siempre al final regalando su parte solitaria de solos de guitarra que son como el anticipo a lo que se viene en "Hiraeth", el cual es un tema de muchos más esquemas musicales que están por cualquier lado estilo y no se cierra en lo mismo de hace minutos atrás. Siendo uno de los temas con más partes experimentales, pero que su prefijo progresivo les ayuda a ampliarse libremente como ellos deseen y terminar como una buena canción de smooth jazz de salón. Luego estos israelís se colocan nuevamente el alma sueca  en ritmos y presentan otro de los temas más metaleros del disco "The Harbinger and the Millennial Vengeance" y es justo para este tema que Mike LePond entra como músico invitado en el bajo y su solo demuestra porque enciende a la banda con su toque de metal progresivo. 

Y para cerrar el disco se tiene "Magnanimous", tema de lento inicio y de voces limpias que ronda por muchos ritmos que no tienen nada que ver con el lado metalero o Tool-esco. Solo música progresiva que entra en otros sonidos de salón para conectarse de a pocos con su lado metalero y que de manera equiparada descienden como empezaron en el disco. Con ese riff simple de doble pedal lento y de arpegio inicial que cierra este "Pillars of Creation" y muestra que aunque sea el tema más largo del disco, Obsidian Tide tiene muchas sorpresas. 

Junto al primer álbum de los estadounidenses de The Offering, Obsidian Tide y este  "Pillars of Creation" se coloca como una de los mejores inicios para una banda novel que no le teme a la experimentación y aunque muchos de sus recursos tengan padres, su música suena concisa y es lo que atraerá a más fanáticos de este estilo progresivo. 


Publicar un comentario

Comparte tu opinion, comenta este articulo

Con la tecnología de Blogger.